Espacio Abierto: Un grito de auxilio

Escribí en la parte de las secuelas hace 10 minutos, pero me puse a leer el blog y ha sido bueno y tranquilizador para mi.

Necesito ayuda de alguien que haya pasado por lo que estoy enfrentando hoy. Hace dos días, a mi esposo, con quien llevo casada casi 4 años, le entro irá y se aburrió de verme a veces bien y aveces mal y se le ocurrió la idea de mandarle a mi papá un correo electrónico diciéndole que era un abusador sexual y un cobarde.

Mi familia colapsó, ahora todos opinan, mi hermano me dice que hable con mi papa para arreglar el malentendido. Tengo miedo, angustia, quisiera estar muerta. Es la 1am y sólo quisiera morir. Y si son memorias falsas? Inventadas? Pero todos estos años de anorexia, intentos, cortadas por nada? Todo es tan confuso, veo imágenes, sensaciones..

No quiero perder el amor de mi papa, no es eso raro? Debería odiarlo? No puedo _ ahora odió más a mi esposo por haber pasado por encima mío y enviar ese correo. Hable con mi papa y desmenti todo. Ahora quiere demandar a mi esposo por calumnia. Estoy entre la espada y la pared.. Quiero morir Ayuda por favor!

31 comentarios de “Espacio Abierto: Un grito de auxilio

    • Avatar
      akecita dice:

      Yo creo que sí. Yo estoy mejor, gracias a Dios. Estoy escribiendo en mi blog restaurada.wordpress.com

      Cualquier cosa, me escribes.

      Te mando un abrazo. No estás sola.

  1. Avatar
    akecita dice:

    Hola, quería saber cómo andabas. No me he dejado de acordar de ti y me siento muy identificada con lo que estás viviendo. Cómo va la vida?

    Un saludo cariñoso…

    Karen!

    • Avatar
      Taf dice:

      Hola Karen! Yo también ya estoy mejor!! Gracias por estar pendiente y seguir en contacto.
      Las cosas han mejorado mucho en mi famia y con mi esposo. Eso me tiene con esperanzas y feliz!
      Es una nueva etapa!
      Un abrazo para ti y también espero que estés muy bien!!

    • Avatar
      Ana dice:

      Hola Taf, me alegro muchísimo de que estés mejor y de que todo vaya bien con tu familia y con tu esposo.

      Disfruta de esta nueva etapa!!! Te lo mereces!!!

      Un abrazo

  2. Avatar
    Ana dice:

    Hola Akecita,

    Te envié un par de mails con varios artículos. Espero que te resulten interesantes para comprender un poco más sobre lo que nos pasa y porqué nos pasa.

    ¡¡Que parecidas son nuestras reacciones, verdad??!!Qué rabia da que la medicina todavía no sepa asociar nuestro comportamiento con los síntomas fisiológicos subyacentes. No entiendo porque se asume que las reacciones psicológicas no tienen una base fisiológica. Nada, o casi nada, está escrito en piedra pienso yo. Estoy segura de que como médico, podrás aportar un punto de vista diferente y muy necesario dentro de la comunidad clínica.

    Estoy totalmente de acuerdo contigo, entender desde la vivencia supone una enorme fuerza de motivación para seguir comprendiendo cada día un poco más.

    Un placer poder compartir tantas cosas!!

    Me uno a tus agradecimientos. ¡Gracias por el blog de ASPASI!! 😀

    Feliz Navidad

    Un abrazo grande

  3. Avatar
    Taf dice:

    Hola Ana,
    Gracias por todos los links y recursos que me has enviado. La situación ha mejorado considerablemente desde que mi Psicologa hablo con mi familia. No me he visto con nadie, pero mi papa me h enviado 4 correos electrónicos de perdón y arrepentimiento. Los siento genuinos. Yo estoy distante y no iré no a su cumpleaños que es hoy ni a la Navidad. Gracias por compartirme tu historia, es muy valiosa para mi!! Hace cuando estas en este grupo? Yo sólo lo veo hace 2 semanas y me ha servido mucho.
    He leído que cuando se sale el secreto a la luz, hay una mejoría considerable en las secuelas del abuso. Pero tengo miedo, es normal? Cómo que siento una tranwuilida que al mismo tiempo me atemoriza pues pienso: cuando se acabará esto tan tranquilo y empezara la tormenta de nuevo? Mi esposo me dice que no piense así, que por fin seré feliz. Que opinas? Como hago para mantener esto así?
    Tengo un poco de mi. No se cuando inició el abuso, mi primer recuerdo es de los 5, el último a los 12. No eran eventos tan explícitos, más bien confusos, exigiría sólo tengo alrededor de 4. Cuando cumplí 14 inició el trastorno alimenticio que duro hasa los 25. En medio de eso, tuve dos intentos y muchas cortadas. Me hacia daño con todo.. A los 25 comencé una vida espiritual activa que me aydo mucho, pero tengo 32 y tengo recaídas cada año, depresiones o muja ansiedad. Tengo miedo al rechazo, mucho! Me pasa algo con mi psicóloga y es que la quiero como a una mama y me da miedo perderla.. Es eso nomal?
    Lo más difícil desde que salí de la anorexia ha sido la inestabilidad emocional. Puedo estar feliz una temporada y otra querer morir. Me siento loca, y siento qe estoy destinada toda mi vida a esto. Te pasa también? El abuso no pasa hace 20 años pero cuando recuerdo siguen vivos en mi cuerpo… Como es eso posible? Tu me hablaste de unos artículos, me los podrías compartir?
    Mi esposo quiere tener hijos y me da miedo tenerlos.. Me da miedo no poder protegerlos. Me Daría miedo que el se bañara con ellos y me siento una porquería de pensar así, pues el es maravilloso, pero a mi todo me parece siempre abusivo.
    Mi Mail es tango_flye@hotmail.com, eres española?
    Yo colombiana, quedo pediente de tu respuesta,
    Mil gracias!

    • Avatar
      Ana dice:

      Hola Taf,

      De nada!! Encantada de poder compartir información que nos ayude a comprender.

      Acabo de enviarte el primer mail con artículos. Mi mail es anaberce08@gmail.com

      Me alegro muchísimo de que la conversación de la psicóloga con tu familia haya ido tan bien. La verdad es que me parece un muy buen paso por su parte para facilitar el proceso de aceptación por parte de tus padres. Una vez llegados a nuestra edad adulta, es una de las etapas más complicadas, por mi experiencia. Y que sea tu terapeuta la que hable con ellos en este momento puede ser esencial para que tus padres lo afronten de forma más receptiva. Enhorabuena por ello! Está bien celebrar también los pequeños pasos, eso creo 🙂

      Entiendo que estés distante con tu padre. Está todo muy reciente. Es, mejor esperar un tiempo, el que tu necesites. Ya sentirás si te apetece verle o si todavía no es el momento. Ahora lo importante es escuchar a nuestro cuerpo, sus sensaciones. El cuerpo no nos engaña.

      Estoy en este grupo desde el 2011. Y sí, como a ti, a mi también me ha servido de mucho. Creo que en este blog se pueden tratar nuestras experiencias con más profundidad que en otros espacios.

      En cuanto a sentir miedo en este momento por el que estás pasando, sí, bajo mi punto de vista es totalmente normal. Al fin y al cabo, ahora se desencadenarán situaciones nuevas. Eso implica incertidumbre, y la incertidumbre como todo lo asociado a lo desconocido, tiende a asustarnos y provocarnos miedo. Creo que es una reacción instintiva. En gran medida, no podemos anticipar lo que va a pasar y eso siempre asusta. En cualquier situación, no solo en las relacionadas con los abusos.

      Pasando a las tormentas, por mi experiencia te puedo decir que poco después de que hablase con toda la familia hubo tormentas más frecuentes y con el tiempo se fueron espaciando. Ahora, años después, no siento que haya más tormentas, puede sentirse cierta tensión en la atmósfera familiar, pero ya no llega a ser una tormenta. Y a nivel personal, me ha pasado algo parecido. Se han espaciado mucho, muchísimo. Algunos días siento impotencia, un nudo en la garganta, rabia,… pero esa sensación dura mucho menos que hace unos años. Me resulta más sencillo relativizarlo y sentir que la realidad ya no es la que era. Que ahora puedo expresarme libremente y dejar de bajar la cabeza y de callarme.

      Mi consejo para mantenerte lo mejor posible es que no hagas nada que no quieras hacer, nada que te haga sentirte sometida. No puedes controlar las decisiones y el comportamiento de tu familia y de otras personas, pero si decidir lo que quieres y lo que no. Y hacer que se respete eso. Otra decisión que a mi me ayudó a ser más feliz, es empezar a dedicarme tiempo, para hacer ejercicio, para estar con mi pareja o con mis amigos… Para algo más que para hacer lo que creo que debo hacer y que otros esperan que haga (estudiar y trabajar fundamentalmente). Atreverme a decir que no cuando no puedo o no me apetece hacer algo… Y respirar, cuando estoy nerviosa, intento coger aire y soltarlo despacito, varias veces. Al principio es difícil porque la cabeza tiende a distraernos con otros pensamientos. Pero si insistimos, se puede conseguir respirar tranquilamente. Espero que esto te ayude.

      Uno de los artículos que te envié habla sobre trastornos alimenticios asociados a los abusos. Todavía no me lo he leído. No sé qué tal estará. Siento muchísimo que hayas tenido que luchar contra un trastorno alimenticio. Seguro que ya has visto que la anorexia, la bulimia, las autolesiones, los intentos,.. son secuelas muy frecuentes entre las personas que hemos vivido abusos durante nuestra infancia… Hoy en día veo esas secuelas como alarmas del cuerpo que intentaban hacernos reaccionar, que intentaban mostrar ese malestar tan doloroso que no sabíamos como exteriorizar… Que hayas conseguido salir de ese trastorno es un ejemplo de lo fuerte que eres. Recuerda eso cuando sientas que te cuesta seguir, busca esa fuerza que tienes y apóyate en ella para continuar avanzando.

      Lo que me cuentas del vínculo que tienes con tu psicóloga no sé si es normal. A la mía yo la veía como a una amiga más que como a una madre. Pero entiendo que sientas ese cariño por ella. Al fin y al cabo te ha acogido, arropado, protegido,.. todos ellos son comportamientos propios de mamás, ¿no? 🙂

      El miedo al rechazo diría que es otra secuela. Nuestros abusadores, en cierta forma, después de utilizarnos nos rechazaron. No quiero que esto suene confuso. Me refiero a que primero nos engatusaron con sus palabras y «aparente» cariño para que nos confiásemos y poder conseguir lo que ellos buscaban y en algún momento, eso se acaba (¡¡menos mal que se acaba!!). Lo que pienso es que a los ojos de esas niñas que fuimos, en su momento pudimos sentir o interpretar que cuando se acabó nos rechazaron. Si nos hicieron creer que aquellas aberraciones eran demostraciones de cariño, cuando la aberración se acaba, no es tan raro pensar que el niño piense que se acaba también el cariño y de ahí la sensación de rechazo. Es sólo una interpretación a la que llegué hace un tiempo. No sé si tiene sentido o no. La realidad es que aquello fue una experiencia con una persona que estaba profundamente trastornada y que sólo pensaba en si misma. Pero eso no implica que se vaya a repetir. No todas las personas que nos rodean están trastornadas, ni mucho menos. Fíjate en tu marido sin ir más lejos, seguro que te ha demostrado muuuucha veces que el no te va a rechazar.

      Lo que cuentas de la inestabilidad emocional también me pasa. Cada muchos meses, pero me pasa. Esos días, más que días momentos, pienso que estoy cansada, que no voy a ser capaz de seguir así toda la vida y que si me tiro por la ventana todo eso se acabará. Pero en cuanto pienso eso, siento que no me da la gana. Que quiero seguir viviendo, con mi pareja, con mis amigos, con parte de mi familia, con los que me ven, y que hay muchas personas y experiencias de las que disfrutar como para desaparecer. El profundo sentimiento de que ya no quiero desaparecer, de que lo que quiero es vivir de verdad, es lo que me ayuda a salir del bucle y volver a la realidad.

      Entiendo tu miedo a tener niños. A mi me pasaba exactamente lo mismo. Mi pareja tiene muchísimas ganas y yo voy empezando a tenerlas pero todavía no me siento preparada. Mi psicóloga siempre nos dice, a mi y a mis compañeros de ASPASI, que cuando tengamos niños tenemos que confiar en ellos, tener una buena comunicación con ellos, confiar en ellos y enseñarle sin alarmarles que su cuerpo es suyo, que no es normal que un adulto les toque de algunas formas y que pueden decir que no, que tienen derecho a decir que no cuando no entienden algo, no les gusta o les hace sentirse incómodos. Partiendo de esa base, no tendría porque pasar nada. Y si pasase, podríamos detectarlo lo antes posible para alejarles del agresor y acogerlos, que no se sientan solos. Se ha visto en muchos casos, que cuando se ayuda psicológicamente a un niño cuando acaba de sufrir abusos, la primera o primeras veces, no desarrollan secuelas. Yo tenía miedo a no darme cuenta, a no saber ver que eso pudiese pasar, pero es cierto que he sabido verlo en otros casos siendo ya adulta. Una de las ventajas de haber pasado por esto es que sabemos ver el dolor de otras personas, creo…. O al menos lo intento. Intento no mirar para otro lado.

      Sí, soy española. En breve te enviaré más mails con artículos. Ojalá te ayuden a comprender muchas cosas, entre ellas, que no estás loca, a entender porqué tu cuerpo recuerda tantas cosas.

      Miles de nadas!! Para lo que necesites, y en lo que tepueda ayudar, aquí estoy 🙂

    • Avatar
      akecita dice:

      Ana, creo que tu descripción de las tormentas me refleja textualmente! La semana pasada estuve así. Pero en fin de semana pude ver que todo este dolor me permite ayudar a otros. Entender desde la vivencia es increíblemente potente.

      Puedes compartirme artículos? O dónde puedo buscarlos? karencita.med@gmail.com

      Gracias x este blog… 🙂

  4. Avatar
    Taf dice:

    Hola a todas las qe se tomaron un tiempo de su vida para escribirme. Ya pasaron dos semanas desde que todo salió a la luz y este blog me ha servido de compañía.
    Mi psicóloga, que se ha convertido en alguien extremadamente importante (a alguien más le pasa esto con su terapeuta?) hablo con mis papas y logro algo que yo jure jamás nadie lograría, que mi papa reconociera, aceptara y asumiera el daño que me ha hecho. Mi psicóloga me cuenta que fue como si a todos les quitaran un velo que los hacia cegos. Mi mama comenzó a entender todas mis conductas «raras» de tantos años y mi papa lloro y reconoció. Me escribió ya 3 correos de perdón y reconocimiento. Me siento en paz. Ya no me siento la loca, me siento liviana, pero tengo un poco de miedo de volver a recaer yo en mis depresiones. Es decir, en este momento esa angustia ya no esta, que el reconociera me hizo que yo lo aceptara también y me siento con fuerza.. Pero tengo miedo. Alguien le paso?
    Gracias por casa uno de sus comentarios y buenos deseos!!

  5. Avatar
    Karen Espinosa dice:

    Amiga, mi nombre es Karen, tengo 30 años. Tuve bloqueado el recuerdo del abuso de mi padre hasta los 28. Cuando recordé todo, fue muy difícil para mi. Tuve el valor de contarle todo a mi hermano sólo porque me dio miedo que mis sobrinos sufrieran lo mismo al ir a ver a su abuelo. Mi hermano me dijo que teníamos que hacer algo. Que teníamos que hablar, porque quizás no se trataba solo de mi. SENTÍ TERROR!!! sentí que YO IBA A DESTRUIR A MI FAMILIA!!! Me costó mucho mucho entender que esto no lo había causado yo. Que esto era algo que era necesario que pasara… es necesario y bueno que la verdad salga a la luz, linda.

    Gracias a que pude hablar, se animó mi prima a contar lo vivido. Y creemos que una tía también se va a animar a hablar lo que mi padre hizo.

    Te animo a que hables, si esto salió a la luz ahora, es porque es el momento indicado. Afírmate de tu marido y amigos. No te quedes sola. Habla con verdad y valentía. Apóyate con Psicoterapia. Yo participo ahora de Ministerio Restauración http://www.restauracion.org.ar/ en donde he podido sanar muchas heridas, en conjunto con psicoterapia y psiquiatra.

    Mi correo es karencita.med@gmail.com. Escríbeme si quieres hablar con alguien. Estaré orando por ti. Un abrazo.

    • Avatar
      Taf dice:

      Querida Karen,
      Gracias por compartirme tu historia, me sentí identificada. Veo q eres creyente, yo también, creo que ha sido lo único que me ha mantenido más o menos estable los últimos 7anos
      Ya pasaron 2 semanas desde que salió a la mi todo y etoy bien. La verdad siento como si fuera más liviana. Mi psicóloga hablo con mi papa y mi mama el jueves pasado. Parece q fue una reunión fuerte pero buena. Mi papa acepto todo y me ha pedido disculpas sin camuflar nada, aceptando las cosas. Yo ya había oído hablar de estas reuniones pero siempre pensé que a mi no me pasarían, que Dios conmigo no actuaría tan bien. No he querido ver a mi papa no mi hermano (también fue al primero que le conté hace 1 año y medio) pero me siento libre. Tantos años pensando si me lo había inventado, pero con recuerdos tan claros y luego ese primer correo donde me dijo que lo había malinterpretado.. Fue horrible, pero hoy veo la luz. Si fue real, doloroso pero me da paz, no estoy loca!
      Gracias por escribirme y contarme tu historia..
      Si me gustaría mantenerme en contacto. Tengo un poco d miedo de volverlo a ver y también de que vuelva a tener una recaída. Como ha sido para ti el después de abre el
      «Secreto»?

    • Avatar
      akecita dice:

      Hola! Qué bueno ha sido ver tu respuesta! En mi caso, el tema de enfrentar a mi papá fue bien extraño: con mi hermano decidimos esperar hasta que mi hermana menor terminara sus exámenes para contarle a ella. Justo a la mañana siguiente que hablamos con ella, mi papá llegó a visitarnos de sorpresa. Tenía que enfrentarlo! Morí de miedo. Llamé a mi hermano y él estaba en una reunión con el pastor de mi iglesia. Ambos llegaron rápido a vernos. Les pedí que entraran todos a la sala y conversamos. Mi papá no dijo nada… Nada! No reconoció ni negó los hechos. Solo dijo que él estaba «en paz» (negación máxima). Bueno, luego de esto, estuve unos meses media en shock. Pero lo fui aceptando. Fui procesando junto con mi psicologa el hecho de que mi papá era esa persona que me hizo tanto daño y a la vez el que me ayudaba con las tareas: la ambivalencia. Todo eso no lo solucioné, solo he aprendido a vivir en esta nueva realidad. He buscado y pedido a Dios el sanar bien: no sanar tirando mierda a mi abusador, sino asumiendo que fue un horrible error de mi papá. Qué el pecado es así, horrible. Que todos cuando pecamos herimos a otros y arruinamos las relaciones que tenemos. Mi padre es un hombre que ha tenido todo y ha arruinado todo a la vez. Ese es su tema con Dios. No quiero agregarle ni quitarle peso. No he visto de él una real actitud de arrepentimiento. Así que no he podido volver a confiar en él.

      Luego de procesar esta nueva realidad, me di cuenta que tenía que enfrentar no sólo a mi padre, si no a cómo ésto había afectado mi vida. Las cosas que cambiaron en mi. Cómo me hipersexualicé, cómo me hice dependiente de mis novios, cómo había usado el sexo como una forma casi única de moatrar «amor» y lo dañada que estaba por todo ésto. Mi mejor amigo conocía de éste ministerio: http://www.restauracion.org.ar
      Ellos me han ayudado a sanar mucho. Tienen gente en Colombia también! Ha sido un proceso de ir dejando las mentiras que el abuso me había hecho creer sobre mi misma: que no valgo nada, que todos pueden pisotearme, y cambiarlas por lo que Dios dice de mi: que Él me ama al pubto de mandar a su hijo a morir por mi. Así he ido sanando heridas, dejando de buscar pasar el dolor con sexo o con depender de otros. He ido cambiando comida chatarra por comida buena y saludable. AUN QUEDA MUCHO POR VIVIR! pero creo que Dios ha sido muy bueno conmigo a pesar de todo! Me ha ayudado a sanar y ahora puedo entender a otros. Creo que eso es invaluable.

      Gracias x compartir!

    • Avatar
      akecita dice:

      Ah! Y el leerte me ha motivado a hablar más. El sábado pasado comencé un blog y lo he compartido con mis amigos en facebook. Creo que compartir la vida es una de las cosas más lindas que se puede hacer. Voy a compartir las cosas como médico que soy y como cristiana.
      Es restaurada.worpress.com.

      Gracias por tener la valentía de hablar. Me has inspirado!

      karencita.med@gmail.com

  6. Avatar
    RS dice:

    Hola bonita
    lo primero es fuerza y ánimo, coraje, que eres una superviviente
    No te voy a decir nada que no te hayan dicho ya, pero me apetece compartir contigo.

    Yo actualmente estoy en terapia y me está sirviendo mucho, aunque sea muy doloroso.

    Lo primero que aprendo en la terapia es que hay que hablar. No te has inventado nada, pasó, pero es tan doloroso y queremos tanto a nuestra familia que callamos, por amor, miedo, vergüenza, e incluso olvidamos lo que pasó…porque duele mucho repito. Más de lo que imaginamos, está en el inconsciente. Tienes que hablar y contar la verdad, aunque te dé pánico, simplemente decir la verdad. Sacarlo.

    Lo segundo que aprendo es que hay que dejarse sentir para sacar todo el dolor y la rabia. Liberarse. Rabia y dolor, que hay mucho.

    Una vez pasado este momento, tienes que pasar a la aceptación de lo que pasó. Y tienes que aceptar los sentimientos encontrados que tienes en ti. Tu historia es tuya y de nadie más. Tú la has vivido y tú la sientes. Y si hablas con gente que le ocurrió lo mismo verás que te asemejas en secuelas.
    Tienes que aceptar, por mucho que desde fuera no lo entiendan, que era y es tu padre y que le quieres, porque es tu padre. Y que le odias también, porque lo que te hizo no está bien. A lo mejor no te ayuda calificarlo de cabrón (a lo mejor sí para sacar tu rabia, eso lo decides tú, no la gente). A l final, creo que si sigues un buen proceso y una buena terapia llegas a entender que él no te quería hacer daño, simplemente es un enfermo. Y probablemente ni lo sepa. Por eso se excusa, esconde, oculta, miente. Probablemente también abusaron de él, o no. Y nunca lo habló. Lo único que sabes es que es tu padre, y que por mucho que te digan que es un hijo de puta es tu padre. Es más fácil con alguien que te abusa que no es de tu familia, se puede odiar más libremente si no se le tiene amor. Así que no te sientas culpable. Son sentimientos encontrados normales. Hay odio, pero hay mucho amor, y es normal. No tienes que dejar de quererlo, tampoco tienes por qué dejar de odiarlo. Si hablas y hablas, llegarás a entenderlo de tal manera que miraras todo desde una perspectiva en el que te colocas por encima de lo sucedido, y ya no sientes odio, sino aceptación de lo ocurrido, liberación, autoestima, y comprensión a una persona que está enferma y necesita ayuda (porque es cómo se combate esto de raíz, con ayuda psicológica). Y aprenderás a poner tus barreras, y a cuidar de ti, de tu intimidad, a decir no cuando ocurra algún tipo de intento de abuso en tu vida (verbal, psicológica, física). Ya te sabrás cuidar, ya no eres un/a niñ@. Ya eres adult@, y tú te cuidas.

    También puede que descubras mucha rabia y odio hacia tu madre. También normal, creemos que no nos protegieron. Y no lo hicieron, porque lo que pasó es tan grave que ni se dieron cuenta, o no se quisieron dar cuenta. ES tan grave que supera el entendimiento. PUES A SACAR TODO EL ODIO Y MATAR A NUESTRO PADRE Y MADRE (metafóricamente claro,je).

    Lo importante eres tú. Terapia con alguien especializado en abusos si puede ser. Aspasi tiene una psicóloga muy buena, y una terapia de grupo, el GAM, que es magnífica, sanadora, dolorosa pero eficaz. Verte en otr@s ayuda muchísimo, y vas superando.

    Habla, cuenta lo que pasó. Habla con tu familia. Grítalo en casa, desahógate, dilo delante de tu padre. Y apóyate en amigos y en tu marido. Y aunque gracias a que actuó con un arrebato, te ha dado la oportunidad de salir del cascarón, también es importante que aclares esto con él, y que tu intimidad la arregles tú, al paso que necesites tú, no él. ES difícil de entender para las personas que nos aman. Pero necesitas tu ritmo, y también descargarte mejor con personas profesionales o gente que haya pasado por esto. ÉL es un apoyo, pero no un salvavidas.
    También es normal los cambios de humor, el pánico, el dolor tan grande relacionado con abandono, engaño, la culpa, autoboicotearse, baja autoestima, la ansiedad, problemas sexuales, pesadillas, ataques de pánico y de ansiedad…

    Con el tiempo si hablas, y lo tratas, lo pones en su sitio.

    PERO HABLA, ROMPE EL SILENCIO. Es un tema tabú a combatir en nuestra sociedad. Se calla, y hay mucho por hacer. Lucha, y en grupo mejor!

    ÁNIMOOOOO, FUERZA, VALOR Y CORAJE SUPERVIVIENTE!

    ROMPAMOS EL SILENCIO
    NO AL ABUSO, SÍ PASÓ!

    • Avatar
      Taf dice:

      RS,
      Gracias por tus palabras. Desde qué esto salió no paró de llorar, pero ha sido bueno porq ya no lloró en silencio.
      Estoy en terapia con una especialista en el tema y hoy tiene reunión con mi papa y mi mama. Me dijo que no fuera, lo que me da paz, pues tengo pánico de ver a mi papa. Lo que me describes SI ME LLEGA, pues en verdad el hecho de decirle a mi papa pederasta Cabron es imposible para mi, creo q eso ha sido todo mi conflicto, el aceptar que lo bueno y lo malo puede caber en la misma persona .
      Yo no vivo en España, vivo en Colombia, pero me encantaría asistir a una terapia grupal y esto parece algo similar. Oirlad a todas, saber que hoy la única que se siente así.
      Mi mayor angustia es la desesperanza. Tengo miedo que nada mejore. Pasa el tiempo y pierdo tiempo de vida, tengo un esposo y no puedo disfrutarlo, le hago perder tiempo a el, quiere ser padre y me muero del miedo de ser madre, lo ciclos vuelven y vuelven. Ahora ya mi familia sabe que todo tenía una explicación, y tengo algo de esperanza que al romper el secreto, como dicen varios expertos, todo se arregle. Pero tengo miedo, y si no? La verdad RS, si no le haría un favor a todos muriendo.. Como se que va a mejorar? Que debo hacer ahora para que mejore?

  7. Avatar
    Mary dice:

    Creo que Ana lo ha dejado punto por punto muy claro y que poco mas se puede añadir. Posiblemente en poco tiempo te alegres de que todo esto haya ocurrido. Tienes una gran persona a tu lado para seguir luchando y os merecéis tener PAZ.
    Un abrazo

  8. Avatar
    susana editora dice:

    Bonita, tú sufres un importante síndrome de Estocolmo…
    La mayoría de los abusadores son grandes manipuladores. Se hacen pasar por buenos padres para que nadie sospeche que en realidad son monstruos y al final engañan incluso a las víctimas.
    Tu padre te arruinó la vida con sus abusos hasta el punto en que todavía tienes secuelas. Si no paras esta locura acabará también con tu matrimonio y eso será un problema más para ti, mientras él sigue viviendo su vida maravillosa de pseudo buen padre.
    Las palabras abusador y buen padre no pueden ir nunca en la misma frase, no lo ves? un buen padre no abusa de sus hijos y el tuyo abusó de ti. No es un buen padre, es un violador de menores que sigue manipulando y mintiendo para conseguir lo que se propone. Solo las víctimas tenemos el poder de acabar con eso. ¿Te has parado a pensar que es posible que esté abusando de otros niños? o que haya abusado anteriormente de otros, quizás familiares tuyos? ¿cómo te hace sentir eso? mientras le sigas el juego serás su cómplice.
    Quítate la máscara ya y dale las gracias a tu marido por atreverse a hacer lo que tú no te atreves.

  9. Avatar
    maria elena santiviago bieber dice:

    Hola querida,soy mama de una hermosa princesa de 20 anhos que paso por el horror de abuso sexual durante su infancia, y quiero hablarle a tu nena interior,decirle que; no sos reponsable por lo ocurrido , solo confiaste en un moustro indigno de ser padre,hay un unico responsle por lo ocurrido, tu padre, su deber era protegerte, no abusarte, no degradarte, no lastimarte de por vida.- Te pido perdon en nombre de todas las madres por la dolorosa experiencia que marco tu infancia .- Tu esposo es el mayor soporte , te lo acaba de demostrar, solo apoyate en el ,y no te preocupes por lo que las demas personas opinen de tu padre,esa es la consecuencia de sus actos, deberia de estar preso por el resto de su vida.- NO TE CALLES,NO TE DISCULPES, NO SOS CULPABLE DE NADA.-
    NO AL ABUSO SEXUAL DE MENORES.- Con amor de mama,te mando un abrazo de oso

    • Avatar
      Taf dice:

      Querida Maria Elena , recibo tu amor de mama. Estos años he buscado mucho ese amor, desde que esto salió a la luz mi mama me creyó y ha estado conmigo, pendiente. Creo q se siente culpable, me dce que ahora todo tiene sentido, no soy la loca de la familia que todos creeyon, había una explicación a todo. Aún así mi mama desea que vaya a celebrar navidad, pero acá estará mi papa y me da miedo. Se que tengo 32 años pero cuando estoy ahí, sigo viéndome de 10. Decidí, a pesar de todo, quedarme n casa con mi esposo y celebrar Navidad con mi nueva familia, que no he podido disfrutar tanto, por tener estos fantasmas. Gracias por tu amo de mama, trasmiteselo a tu hija de 20, hubiera dado todo por no haber perdido tanto tiempo metida en el secreto. Un abrazo

  10. Avatar
    Claudia Agüero dice:

    Aprendiste a ser irresponsable y lo estás siendo. Tu marido está diciendo la verdad que nadie quiere reconocer, ni vos. Tenés dos opciones y son claras.
    ¿Estás segura que querés tomar la peor?

    • Avatar
      Taf dice:

      Tome la que tenía que tomar. Entiendo a mi esposo. Vivir conmigo también ha sido para el una pesadilla. No soy la esposa más querible y el aún así me ama. Gracias por tus comentarios

  11. Avatar
    Mamaari sebastian Lahoz dice:

    Tengo una nieta que esta pasando por lo mismo que tu pasaste. Actualmente la niña tiene 8 años y sufre los abusos de su padre desde antes de los 3, que sepamos. La justicia no nos hace caso y la niña viviendo una infancia indigna que va a marcar todo su futuro. También,como tu, quiere a su padre pero detesta las prácticas sexuales que le obliga a mantener y que le producen un asco que la esta hundiendo.
    Un padre JAMÁS puede hacer esto a una hija.Se fuerte y apoyate en tu marido que ha demostrado quererte. Si todo esto te esta acarreando problemas familiares pixeles que te crean y que te ayuden porque solo así conseguirás tu la PAZ a la que tienes derecho. Si no te escuchan siempre te quedara la familia nueva que tu has creado:tu marido.
    Afronta esta nueva etapa de tu vida con optimismo porque ahora que todo se ha sabido puedes acabar con los fantasmas y empezar de 0 sin avergonzarte

    de nada. Tu no eras una Lolita que enredabas a tu padre si no que El abusando de su superioridad, te destrozaba.
    Se fuerte. Sinceramente,creo que ha llegado tu momento de comenzar a ser verdaderamente feliz.Tu marido, aunque de forma algo brusca,ha conseguido aclarar todo y darte la posibilidad de iluminar esa parte oscura de tu vida que tanto te ha lastrado.
    Mi enhorabuena por esa oportunidad que tienes de ser feliz. Piensa, aunque te cueste mucho, que el hombre que hace eso con su hija es un monstruo que sólo merece despreció.
    No se sí te he ayudado pero estoy siendo totalmente sincera.
    Siempre me tendrás para todo lo que necesites. Un abrazo.

    • Avatar
      Taf dice:

      Hola mamaari, si mi familia ahora es mi esposo. Esto ha sido muy difícil, pero gracias por contestarme y abrirme tu corazón. Estar conectada a este blog me ha ayudado MUCHO! ya no me siento tan sola!

  12. Avatar
    Ana dice:

    Ah! La peli es mejor que la veas acompañada. No se trata de que lo pases todavía peor. La idea es que puedas observar las reacciones que se desencadenan dentro de la familia , al hablar de algo que ha estado oculto, en una situación que no sea la tuya. En esta película creo que lo describen de forma muy realista.

    Lo otro que quería añadir, es que los abusadores, sean del tipo que sea, no suelen abusar sólo de un niño. Creo que la mayoría, si no todos, son muy manipuladores, por lo que es muy posible que hagan daño a otros. No se trata de que lo que decidas hacer lo hagas por esos otros. Si los hay, posiblemente no acepten que se hable abiertamente lo que haya pasado y si lo hacen, les corresponde enfrentarse a ellos, por su propia fortaleza. Pero ser consciente del daño infringido a otras personas a las que quieras también ayuda a dejar de dudar … E incluso a veces, a estar cerca de verdad de algunos miembros de la familia que pueden sentirse tan solos como tu.

    Lo que decidas hacer, hazlo por ti, porque de ahora en adelante puedas vivir lo mejor posible. Sin hacerle daño a nadie, pero tampoco aceptando seguir cargando con el daño que te han hecho.

    Otro abrazo

  13. Avatar
    Ana dice:

    Hola Taf,

    Lo primero, un abrazo muy muy grande.

    Sé que todo esto es muy muy complicado. Lo más práctico es permitirse esperar el tiempo necesario para recuperar algo de calma. Es difícil, lo sé. Pero algo de calma se puede recuperar.

    He leído en tu entrada de la parte de Secuelas que llevas 10 años en terapia. ¿Sigues yendo?. Es importante contar con la ayuda de un terapeuta con experiencia, que te pueda aportar la perspectiva necesaria. Sobre todo, en momentos como el que estás viviendo tu ahora en el que hay tantas personas de tu familia opinando y diciéndote lo que debes hacer.

    Creo que el silencio, mantener el secreto, es tóxico y nos impide tomar las riendas de nuestra vida. El silencio nunca ayuda, ni a nosotros mismos, ni a nuestra familia… no ayuda a nadie. El silencio se impone en los clanes mafiosos…

    Bajo mi punto de vista, tu marido no se aburrió, creo que puede haberse sentido muy impotente al verte sufrir. Con ello no quiero decir que tengas que ocultar o contener tu estado de ánimo, eso sería muy perjudicial. Para nuestras parejas es muy complicado saber que hacer. ¿Qué haríamos nosotros si tuviésemos que acompañar a alguien que ha vivido algo así?. Tras muchos cambios de ánimo, durante una temporada estamos bien y «de repente» se nos viene el mundo encima y nos asfixiamos, perdemos el control y nos sentimos desbordados. Tiene que sentirse mucha impotencia al ver a tu pareja pasarlo tan mal y no saber muy bien que hacer. Entiendo que te haya dolido mucho que tu marido haya hablado por ti. Pero también entiendo que el pueda haber perdido la paciencia por una vez. ¿Qué pueden hacer las parejas? ¿Limitarse a escuchar y a abrazarnos? Es comprensible que en algún momento necesiten ir más allá y hacer algo diferente, que sientan que haya que hacer algo más para salir de esa situación tan dolorosa para ti y para el. ¿Podrías verlo sufrir a el sin hacer nada, sin tomar una actitud activa?. Creo que sólo ha intentado protegerte y puede que sea injusto exigirle que se comporte siempre de forma racional cuando nosotros somos los primeros que no lo conseguimos. Las emociones también nos impulsan a actuar…

    Los abusos, y más cuando ocurren dentro de la familia, son muy difíciles de aceptar, asimilar y digerir. Es habitual que cuando la familia se entera, rechace que algo así haya podido pasar. No es extraño que lo primero que piensen es que haya habido un malentendido y desgraciadamente, el abusado es puesto en el punto de mira y muchas veces pasa a ser el cuestionado, en lugar del abusador. Como los abusos son algo oculto, que la familia no ve, ni ha visto, la mente tiende a concluir que eso no ha ocurrido. Fíjate, incluso el propio abusado llega a dudar de que el pasado haya sido así. Pero sabemos que asegurarse de que nadie se entere es la principal baza del abusador. Si alguien los descubriese, no tendrían nada que hacer. En la película «Celebración» estas reacciones se muestran claramente (http://www.filmaffinity.com/es/film986192.html).

    Con respecto a la ambigüedad de sentimientos hacia tu padre, parece incomprensible, pero es lógico que te sientas así. Tu padre posiblemente no sea sólo alguien que te haya hecho daño. Te habrá aportado otras vivencias positivas como padre. Inicialmente yo rechazaba esta idea y sigo haciéndolo porque en mi caso la persona de la familia que abusó de mi sigue manipulando y humillando a otros miembros de la familia. Pero entiendo que los actos de las personas no son sólo «blancos o negros». Pueden haber hecho algo muy malo, objetivamente inadmisible y que te haya y te esté afectando aún hoy en día y, al mismo tiempo, pueden haberte aportado otras vivencias cálidas, más propias de un padre. Aceptar lo bueno no tiene porque implicar olvidar lo malo.

    En muchos casos, es difícil estar seguros al 100% de lo que ocurrió y de como ocurrió. No podemos rebobinar nuestras vidas como si fuesen una película y observar desde cierta distancia nuestra infancia o adolescencia. Lo que es innegable es que has sufrido y sigues sufriendo ciertas secuelas. Y eso tiene un origen, pudo haber sido abuso sexual, psicológico, físico, carencias afectivas… El hecho es que gran parte de ese malestar, lo asocias a tu padre y eso indica que algo ocurrió.

    Lo más importante para que puedas vivir tu vida plenamente, contigo misma, con tu marido e incluso con tu familia, es que recuperes tu voz y tu visibilidad. Como quieras y como puedas, poco a poco, siguiendo tu ritmo. Que dejes de vivir escondida en la sombra para no molestar. Si no quieres odiar, no tienes porque hacerlo. Pero sí que puedes hacerte respetar y hacer que respeten a la niña que fuiste.

    Podemos y debemos estar agradecidos a nuestros padres por muchas cosas, pero ser padres no supone un cheque en blanco. No tienen derecho a hacernos lo que les de la gana sólo por ser padres. Como personas que quieren vivir de una vez, no podemos tolerar cualquier tipo de trato, ni siquiera a nuestros padres. Los padres deben protegernos no utilizarnos ni amordazarnos. Si les damos ese poder, a ellos o a quien sea, nunca tendremos la autonomía necesaria para tomar nuestras propias decisiones dignamente y para dejar de sentirnos impotentes. El respeto bidireccional debería ser la base de cualquier relación. Por mi experiencia y las de otros, las familias defienden más la estabilidad del grupo de personas que la forman, que el bienestar de cada uno de ellos. Debería ser al revés, ¿no?. El bienestar individual apoyado por todos los miembros de la familia debería llevar a esa estabilidad de forma natural.

    Te recomiendo que veas la peli de «Celebración» para observar la situación con algo de distancia y poder analizarla desde otra perspectiva.

    Mucha mucha suerte!! Aquí estamos!!! Un abrazo enorme

    • Avatar
      Taf dice:

      Querida Ana,
      No sabes lo que significaron tus palabras esta semana de crisis. Las leía y releía varias veces. Encontrar un espacio, así sea al otro lado de donde vivo, ha sido tan sanador. No me siento sola, juzgada, alguien que ha pasado por esto entiende esta mezcla de emociones tan confusa y angustiante. Estas dos semanas han sido con ires y venires emocionales. Mi papa me mando un correo a los dos días pidiéndome perdón por lo que hizo, pero diciendo también que yo malinterprete su gran cariño hacia mi. Me dijo que por favor hablara con mi esposo, mi mama y mi hermano y les dijera que el no era un abusador como mi esposo había dicho . Yo hice eso. Pero después de hacerlo me serio peor!!! Y para colmo ahora es Navidad, época en familia! Mis terapeutas opinan que no vaya a la celebración. Me regañaron por haber desmentido las cosas y me propusieron una reunión con mis papas hoy, sin mi. Mi psicóloga que es especialista en estos temas quiere hablarles, probablemente todo volverá a salir a la luz. Tengo miedo.. Imagino q es normal. No se que más pase ahora. Se que por ahora celebraré Navidad con mi esposo en mi casa, y pues intentare estar tranquila. Cuéntame tu historia, oirte me ayudo mucho!!! Gracias por escribir de vuelta! Un abrazo desde Colombia

    • Avatar
      Ana dice:

      Querida Taf,

      Me alegro muchísimo de haber podido contribuir un poquito a que te sientas más comprendida.

      La reacción de tu padre me recuerda mucho a la de mi tío. Es increíble escuchar cómo se parece lo que nos dicen… Como si se lo hubiesen enseñado a todos…. Hay tantas palabras comunes…

      Estoy totalmente de acuerdo con lo que te dicen tus terapeutas sobre qué hacer estas Navidades. Son fechas especialmente dadas al chantaje, más o menos explícito, y no es nada recomendable que te expongas ante toda tu familia justo ahora. Se pasa muy mal, realmente mal, y creo que ya tuvimos y tenemos suficiente sufrimiento como para seguir tragando mierda (perdona la expresión, pero es la que mejor define lo que he sentido en esas situaciones). Recuerdo Navidades en las que clavaba los dedos por debajo de la mesa hasta hacerme daño par no tirarle la mesa encima a mi tío, para no empezar a gritar… Así que te felicito por haber decidido pasar la Navidad con tu esposo. Es la más sabia de las decisiones!! 🙂

      Te cuento mi historia encantada. Ojalá te ayude a sentirte menos sola y menos «loca». Muchos de nosotros crecimos pensando que estábamos locos. Y en absoluto, estamos muy cuerdos y lo que nos pasa es la consecuencia fisiológica de lo que hemos vivido y de lo que hemos callado durante taaaanto tiempo. Varios laboratorios de investigación en diferentes países que estudian como afectan estas vivencias, especialmente cuando ocurren durante la infancia o la adolescencia, a nivel hormonal, neurobiológico, epigenético, inmunológico… y como nuestro comportamiento se ve alterado en consecuencia. Sufrimos una especie de reacción fisiológica desproporcionada ante situaciones estresantes porque nuestro cuerpo se ha desarrollado bajo ese contexto de tensión anímica/psicológica y física. Y eso puede afectar al sueño, a la desconfianza, a la autoestima, a nuestro comportamiento social ante otras personas, a los niveles de colesterol, al estado de nuestro sistema circulatorio… A un montón de funciones de nuestro cuerpo… Si estos temas te pueden ayudar, te puedo mandar artículos científicos que estudian estos aspectos a nivel psicobiológico.

      Voy a mi historia. Mi tío político abusó de mi desde que yo tenía 4 años hasta los 8, aproximadamente. Poco después de que empezase, mis tíos tuvieron que irse a vivir a otra ciudad por motivos de trabajo. Terminó cuando se murió mi abuela. Por eso tengo una referencia de las edades durante las que ocurrió. No fui consciente de lo que me había pasado hasta los 16 años aproximadamente. Crecí sintiéndome muy vergonzosa y tímida, sosa, nada interesante para los demás y mucho menos para los chicos, e intentado estar siempre muy cerca de mi madre. Cuando tenía 6 años, mis tíos volvieron a la ciudad en la que vivíamos desde siempre y desde entonces, menos para dormir, pasaba mucho tiempo en su casa. Incluso estudiaba por las noches en su casa. Me independicé con 24 años y en ese momento fui yo la que me marché a otra ciudad. Al año de haberme marchado hablé con mi tío (ahora lo llamo el hijoputa cabrón) para decirle que sabía lo que me había hecho, que recordaba muchas cosas, que me dejase en paz, que dejase de hacerle daño a su mujer y a sus hijos y a cualquier persona, especialmente niños que tuviese «a mano». Que si lo hacía, lo denunciaría directamente. Me respondió diciendo que me callase para no destrozar a su familia… Sin palabras. Por esas fechas también hablé con mi madre. Ella me creyó. Decidí no decirle nada al resto de la familia (mi tía y mis primos fundamentalmente) porque en aquel momento pensaba que eso les haría mucho daño y que contárselo no iba a dar marcha atrás en mi vida para impedir que me sucediese de nuevo. Mi madre estaba de acuerdo.

      Desde ese momento, cada vez que iba de «visita» a ver a mi familia me resultaba más duro estar en casa. Sentía que el me retaba delante de los demás porque sabía que no iba a decir nada y sentía también que tenía que fingir permanentemente. Para mi, era mucho más difícil disimular que antes de haber hablado con él y con mi madre. Sentía que lo importante era que el resto de la familia estuviese bien. Y que mi malestar era el precio que tenía que pagar para conseguirlo. Pasaron los años, me sentía muy agresiva con mi madre porque mantenía el contacto con él, estaba muy incómoda en su casa y empecé a distanciarme del resto de mi familia y a dejar de ir a casa de mis tíos.

      Con 31 años decidí hablar, con mi tía primero y con uno de mis primos después, para contárselo. Me creyeron pero no entendieron porqué lo decía en ese momento, tanto tiempo después de que me hubiese pasado. Pensaban que «sólo quería liberarme de mi mochila», sin más. Ahora añoran que volvamos a estar todos juntos como antes… Parece que es lo que más les preocupa. Sigo alucinando cada vez que hacen referencia a eso… Eso no volverá a ocurrir nunca. No con él presente. Él le contó a sus otros hijos porque yo ya no iba por casa. Su versión es que malinterpreté lo sucedido. Que el sólo me quería mucho y me mostraba de ese modo su cariño porque siempre fui muy especial para él (especial,me da asco recordar esa palabra, me lo ha dicho de nuevo hace unos años y se me revolvió el estómago). Les dijo que siempre me había tratado como a una princesa… Sin palabras. A su mujer le dijo que estaba obsesionado conmigo porque me quería mucho!!! ¿Cómo es posible escuchar algo así y seguir conviviendo con ese hijo de puta? No lo sé… Si quieres a alguien respetas su cuerpo, respetas su edad, el derecho a decidir cuando y con quien conocer el sexo, y sobre todo, respetas su confianza y no la utilizas para obtener placer y control sobre él o sobre ella, especialmente cuando ese otro es un niño que no puede entender lo que está pasando y lo que le están haciendo (me decía que éramos novios pero que eso tenía que ser un secreto porque los demás no lo entenderían). Y mucho menos, crecer después sin entender porqué nos utilizan de esa forma, callándonos, evitando hacer daño a otros al contar la verdad mientras vivimos sintiéndonos medio muertos… A día de hoy, creo que mi familia sigue sin comprenderme de todo. Él consigue que lo vean como la víctima, como la persona que no supo evitarlo y que ha hecho todo lo que estaba en su mano a día de hoy (que para mi, es nada, sólo me han llegado palabras, pero ninguna acción, ningún acto que indique que está enfrentándose a lo que tenga dentro y reconociendo que ha hecho muchísimo daño, que ha maltratado y violado a una niña…). Parece ser que parte del resto de la familia me ve como la fuerte. No entienden porque digo que me ha hecho tanto daño, no entienden ni ven las secuelas…. No creen que sea «para tanto». Piensan que cada uno sólo ve «lo suyo». Tuve que mandarles una carta dejando claro cómo me sentía y me había sentido mientras crecía (invisible entre otros muchos calificativos), dejando claro lo que no iba a aceptar nunca más.. Les parecí muy dura, muy cruel.

      Desde hace varios años no he vuelto a tener a mi tío delante. No quiero verlo, escucharlo, no quiero saber nada de él. Esas han sido algunas de mis condiciones. Otra era que fuesen él y mi tía a un psicólogo para que se enfrente y sea consciente de lo que ha hecho en lugar de restarle importancia. Para eso y para evitar que pueda continuar haciéndolo. Que yo sepa, no han ido a ningún psicólogo.

      Ha sido muy duro ver cómo han ido reaccionando los diferentes miembros de la familia. Es algo con lo que no contaba, que duele mucho y es muy duro de aceptar. Él me ha maltratado, violado y agredido cuando sólo era una niña, pero consigue darle la vuelta a la tortilla y hacerles creer que soy ya la que le está maltratando a él. Un manipulador en toda regla. A día de hoy intento aceptar que no puedo ni debo controlar las reacciones de los demás. Lo que no consiento es que ellos me digan cómo me tengo que comportar yo. Mientras me dejen en paz, ellos verán como viven. Ahora, todos saben a quien tienen en casa. Si no quieren verlo, ¿qué más puedo hacer?. ¿Será cuestión de tiempo?, No lo sé. Viví cabreada mucho tiempo, después de haber hablado, con ganas de hacerle mucho daño, muy lentamente, para que sintiese mucho dolor… ¿Qué iba a conseguir? ¿Qué me metiesen a mi en la cárcel, aún encima?

      Luego fui dándome cuenta de que ha anulado a mi tía, de que lo más seguro es que la haya maltratado, al menos psicológicamente, hasta el punto de que ella no pueda reaccionar…. El sentimiento de culpabilidad está ahí. Les he dicho muchas veces que no pudieron haber evitado lo que no sabían que estaba ocurriendo. Que lo único que les pido es que se enfrenten ahora a la situación, que reconozcan que ese hijo de puta está trastornado y que le hace daño a la gente. Pero nada, parece que no lo entienden. Cada uno de mis primos ha respondido de una manera diferente. Algunos también recuerdan cómo los ha maltratado. Otros no. Ese fue otro de los motivos por los que decidí decírselo a mi tía. Él niega haberles hecho nada. No le creo. No creo nada de lo que dice…

      Hoy en día me siento bastante fuerte. Veo que no soy como pensaba que era. Que no nací así. He cambiado en muchos aspectos y sigo haciéndolo. Una terapia de grupo, «Niño interior», me ha ayudado un montón a ver a esa niña que fui, y que me ha llevado hasta el día de hoy, con otros ojos, con los míos como adulta, no con los de otros. Me ha hecho ver que esa niña no era débil y sosa, que fue muy valiente y muy fuerte. No lo conseguí sola. Mi madre es una madre maravillosa. Sin ella, habría llegado a la edad adulta en un estado muchísimo peor.

      Hay días duros, días en los que se me siguen yendo de las manos situaciones cotidianas. Pero la mayor parte de los meses me siento muy bien. Decido como quiero vivir, siendo realistas claro :). A qué le quiero dedicar el tiempo. Con quien quiero estar y con quien no…. La distancia ha sido fundamental para que haya podido empezar a dar mis propios pasos.

      Puedo contarte más detalles, sobre las distintas etapas del proceso que te puedan ayudar más. Preferiría hacerlo por correo electrónico. ¿Sería posible? No sé si a través de los administradores de este blog podríamos intercambiar nuestros correos electrónicos.

      También te recomiendo este cómic. Me sentí muy identificada cuando lo leí.

      http://es.paperblog.com/comic-de-abuso-sexual-infantil-851580/

      Espero que tus padres hayan ido a la reunión con los psicólogos. Ojalá!! Cuéntame que ha pasado por favor.

      Aquí sigo, para cualquier cosa que te apetezca compartir, aquí me tienes. Es normal que tengas miedo. Es más, sentir miedo es una de las secuelas que arrastramos (http://www.filmaffinity.com/es/film331791.html) . No estás sola, no estás loca. Por desgracia, somos muchos. Lo bueno, es que podemos echarnos una mano 🙂

      Un abrazo muy grande

  14. Avatar
    bibi dice:

    Ante todo intenta calmarte se las palabras son fáciles de decir y difíciles de hacer…Supongo q tu marido actuó en un momento de rabia, de impotencia por verte asi, si, actuó mal pq debería decírtelo…pero ahora ya está hecho…afronta el pasado por doloroso q sea, HA PASADO y tu padre tiene q pagar las consecuencias y tu familia saberlo y entender tu comportamiento, No puedo ayudarte en lo de tu padre pq en mi caso fue alguien ajeno a mi familia….pero ante todo LUCHA por ti, pq los recuerdos nos consumen dia a dia, AFRONTALO y trata de poner solución, no desdigas a tu marido el tiempo pone a cada uno en su sitio y te mereces tener la oportunidad de vivir. En defensa nuestra mente hace como si esto todo fuese un mal sueño….pero es hora de empezar de 0 asumiendo lo q ha pasado…el perdón es cosa tuya… pero yo desde luego y siento ser dura pero NO LO PERDONARIA….un beso y se muy fuerte, aquí estamos, todas hemos pasado por lo mismo

    • Avatar
      Taf dice:

      Hola Bibi, de esto se sale?

  15. Avatar
    Gloria dice:

    Te voy a dar mi opinión que es simplemente una opinión. Realmente te estas preocupando de los sentimientos de un pederasta por muy padre que sea que de los sentimientos de tu marido? Creo que el sí se ha preocupado por ti y tus sentimientos aunque lo haya hecho de una manera poco ortodoxa y precipitada. No eres tu quién se tiene que avergonzar, ni tu marido, es tu padre . Intenta tranquilizarte y pensarlo en frío. Muchos besos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

* Para enviar un comentario debe aceptar nuestra política de privacidad y normativa RGPD

*

Acepto la política de privacidad